¿Cómo era Rajoy de joven?

No cabe ninguna duda de que Mariano Rajoy ha dejado huella, tras su paso como presidente del Gobierno de España, en la memoria de los españoles. Por muchas razones.

Ser el primer presidente que ha tenido que dejar su cargo tras una moción de censura, su peculiar carácter y sus famosas y locas frases han hecho de él un personaje inolvidable. Pero, ¿sabemos cómo era el joven que un día llegó a ser Presidente del Gobierno? Conozcamos un poco mejor a ese joven que, sin pausa pero sin prisa, consiguió llegar a lo más alto de la política de nuestro país.

Infancia itinerante

Mariano Rajoy Brey nació en Santiago de Compostela el 27 de marzo de 1955, hijo de un juez, pasó su infancia cambiando de colegio a la par que su padre cambiaba de destino. Vivió en Piedrahíta (Ávila), Carballiño (Ourense), Oviedo y León, hasta que finalmente nombraron a su padre presidente de la Audiencia Provincial de Pontevedra y vivió allí desde los 15 años.

Empollón pero simpático

No nos sorprende en absoluto descubrir que Mariano Rajoy era todo un empollón, sus notas eran de sobresaliente, menos en dibujo que se le resistía hasta el punto de que le aprobaban porque era muy trabajador. Pero que de artista tenía bien poco. Tenía una memoria prodigiosa y no fallaba ni una en los exámenes.

Según uno de sus profesores, el trato con sus compañeros era más que bueno, por lo visto era el alma del grupo.

Aventurero

Esto sí que es un poco más sorprendente. Al parecer Mariano Rajoy también quiso probar la aventura. Con 17 años se fue haciendo autoestop desde Pontevedra hasta Barcelona, para allí coger un barco que le llevaría hasta Ibiza a pasar unos días de fiesta.

Joven conservador

Desde joven le gustó la política. Perteneció a la Unión Nacional Española (UNE) hasta que se unió, en 1976, a las filas de la Alianza Popular de Fraga, comenzando así su lento pero seguro ascenso en el panorama político español.

La razón de su eterna barba

Nunca hemos visto a Mariano Rajoy sin barba, pero hay un motivo. A los 22 años, viajando en su coche, se quedó dormido al volante y cayó por un barranco. La cara le quedó completamente destrozada y tras la recuperación le quedaron cicatrices. Se dejó barba para disimularlas y ya no ha vuelto a quitársela.

El Registrador de la Propiedad más joven de España

Tras terminar la carrera de Derecho, aprobó las oposiciones a Registrador de la Propiedad con tan solo 24 años, convirtiéndose en la persona más joven en lograrlo. Para conseguirlo se impuso un estricto horario de estudio: desde las 6,30 de la mañana hasta las 14 y desde las 16 hasta las 21 por la tarde.

Soltero de oro

Sus compañeros de partido le llamaban el soltero de oro. Se casó en 1996 con 41 años cumplidos. Conoció a Elvira Fernández, su mujer, cuando ambos veraneaban en Sanxenxo.

Es innegable que, en su habitual ritmo sosegado y sin prisas, Mariano Rajoy ha ido consiguiendo todo lo que se ha propuesto. Y desde que entró a formar parte del gobierno de Aznar hasta hoy, es una historia que ya todos conocemos.